Espinacas Frías con Ajonjolí

Ésta ensalada cocida es un poco dulce, un poco salada y con muchos maníes (cacahuates). Muchos niños que piensan que las espinacas no les gustan, adoran ésta ensalada. 

Print
Hands-on time:
15 minutes
   |   
Total time:
45 minutes
   |   
Makes
4
Servings

Kitchen Gear

Olla grande
Canasta vaporera para vegetales
Cucharas medidoras
Tazón mediano
Batidor 

Ingredients

1 bolsa (de 1 libra) de espinacas (o como 6 tazas de espinacas en manojo, las hojas arrancadas de los gruesos tallos
2 cucharadas de mantequilla de maní
1 cucharada de vinagre de arroz o vinagre blanco
1 cucharada de salsa de soya
1 cucharadita de miel de abeja
2 cucharadas de agua tibia
  Ajonjolí tostado, para adornar

Instructions

  1. Agrega 1 pulgada de agua en la olla, coloca la canasta vaporera en la olla, y agrega toda la espinaca.
  2. Coloca la olla en la estufa, tápala y sube el calor a alto.
  3. Cuando el vapor comience a salir de la olla, programa el temporizador a 3 minutos. Después de 3 minutos, apaga la estufa, destapa la olla con cuidado, y deja que las espinacas se enfríen completamente.
  4. Mientras tanto, bate la crema de maní, el vinagre, la salsa de soya, la miel y el agua tibia hasta que quede suave y cremosa, agregando más agua si se necesita.
  5. Cuando las espinacas estén lo suficientemente frías para ser manejadas (como 30 minutos), sácalas de la canasta vaporera con la mano, y apriétalas con la mano sobre el lavaplatos para quitarles la humedad. Divide las espinacas en 4 tazones, rocía un poco de aderezo sobre cada uno y adorna con ajonjolí. 

Las espinacas contienen mucha agua. Es por eso que se encogen cuando las cocinas: el agua se evapora, y lo que era una gigante olla de espinacas se convierte en una pelota de vegetales verdes del tamaño de una toronja. No te preocupes: Sigue siendo enorme, ¡nutricionalmente hablando!